domingo, 4 de octubre de 2009

Palabra

* foto de Ebru Sidar.

“Alguien dijo que desde el momento en que uno tiene vida interior ya está llevando una doble vida. Las palabras, como manadas de peces, pululan en nuestra cabeza y se agolpan en las cuerdas vocales, pugnando por salir y por ser escuchadas por los demás. Y, a veces, se pierden en ese camino entre la cabeza y la garganta…..y cuando empiezan a salir ya nada puede pararlas”. Isabel Coixet, de La vida secreta de las palabras.


Tengo una palabra atravesada
Se mece escondida detrás del alma
Está en mis anhelos, está en algún rincón
Alojada a punto de salir al aire
Se asoma por la garganta y revuelve la boca
Habla con mis dientes y se deja morder
Parece que se siente cómoda ahí.
En el lugar en el que al no nombrarla
Sabe de la comodidad leve de no ser
Tal vez callada se sienta importante.
Tal vez el silencio sea su hogar.

Igual, espero que se decida algún día
a que al menos, la escuche yo solo.

10 comentarios:

  1. A mi me gustan esas palabras que se guardan a silencio, van tomando un sabor especial para despues ser escuchadas...

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. El comienzo antes de leer nada más me resultaba tan familiar... Y la poesía, Mr. Sereno... Espero además de "La vida...", haya disfrutado de la perfecta "Mi vida sin mí". Si algo tiene Isabel Coixet es la mágica realidad de sus relatos. Y esas palabras susurradas que suenan como las de un hombre que se dedica a encender los faros de las lunas.
    Beso.
    LADY JONES

    ResponderEliminar
  3. Hay palabras que se quedan dentro a la espera de ser escuchadas por oídos que sepan apreciarlas.

    Besos

    ResponderEliminar
  4. soltala!!!!(si tenés la certeza de que no vas a extrañarla)


    un beso

    ResponderEliminar
  5. mmmmmmm!....
    cuál será la palabra que ne anima a que la escuches?

    besojos

    ResponderEliminar
  6. mmmmmmmmm!

    cuál será la palabra que no se anima a que la escuches?
    (la curiosidá me entreveró los dedos!)


    besojos

    ResponderEliminar
  7. Golosa palabra que no quiere salir de tu boca y juega provocando entre los dientes y los anhelos.
    Solo a ti te satisface y solo a ti te quema.
    Tuya es mientras tú quieras.
    beso,

    ResponderEliminar
  8. Que hermosura Sereno

    la vida es una palabra,
    esa palabra que te vive por dentro
    que te nada como un pez

    en el cuerpo
    en el alma

    y como brinca
    y chapaletea,
    hermosa...palabra.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  9. Meto la mano en un saco lleno de palabras, las revuelvo notando como me rozan la piel, algunas pinchan, otras me acarician, cierro los ojos y pienso en ti. Cierro los dedos y saco lentamente la palabra escondida. La miro y sonrío, es una de las palabras con más colorido que he podido ver en mucho tiempo. No me quedo ahí, me abrigo y subo el pico más alto, con la palabra a cuesta dejo que me ilumine con su brillo el camino. Al llegar de puntillas la alzo tan alto como puedo y grito con el alma la palabra que se va desvaneciendo entre mis dedos, tansformandose en cometa que vuela y recorre el cielo estrellado.

    Las palabras necesitan su tiempo de reflexión y meditación, pero cuando tienen la suficiente fuerza vale la pena decirlas, ya que sino pueden encallar como un barco en un océano.

    Besos

    ResponderEliminar
  10. Díla, una palabra no es palabra hasta que el viento no se enreda en sus letras.
    Creo que se me ha escapado algún abrazo en la B de besotes...

    ResponderEliminar

cuentame tus luces