lunes, 5 de octubre de 2009

Vení


Vení
curame el mal de ojos en la nuca
no esperemos a que el futuro venga
Vení
lleguemos a casa para que sea hogar
callando los ruidos que confunden el mundo
Vení,
viajemos ligero para andar sin rumbo y llegar
llevemos los tickets de ida a la estrella fugaz.
Vení,
que en éste sinsabor amargo y dulce
sólo hablen los silencios y las ganas
Necesito que vengas,
al menos un poco más que siempre.
Tanto como nunca lo necesité.

13 comentarios:

  1. "...y quédate acurrucadita a mi lado, a mi costado pegadita, siente el palpitar de mi loco, desbocado corazón, que late por mil en esta sinrazón que me vuelve loco, porque si me faltas, yo muero poco a poco...ven aquí, juntito a mí, deja que te preste mi calor, deja que te diga que eres mi amor, deja que te bese...por favor. No te hagas de rogar que puedo morir de tanto sufrir, de tanto amar, sin saber si puedo concebir siquiera que me llegues a aceptar...como amigo, como alma gemela a quien apoyar, como hombro que usas cuando necesitas llorar......"

    Otra de tus maravillas este "Vení"...precioso, Fabio, un alarde de delicadeza, de sensualidad fina, de cariño a flor de piel, de personalidad cálida como pocas.

    Siempre es un auténtico placer beber en tus fuentes, saciar en tus versos la sed, de llenar nuestras gargantas de palabras que suenen a querer.
    Admiración es poco, y no poseo palabra en mi vocabulario para expresar qué siento....a no ser un profundo ¡¡¡GRACIAS!!! por este verso.

    Un enorme abrazo, amigo.

    Enrique.

    ResponderEliminar
  2. "Callando los ruidos que confunden al mundo " hermoso , me encantó un beso desde esta noche isleña

    ResponderEliminar
  3. Entre luces y sombras.
    Tiene olorcito a la brisa del mar, por las tarde de domingo cuando caminas por la playa...

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Que contundencia cuando hablan los silencios y las ganas!

    ResponderEliminar
  5. ...Tanto, como nunca lo necesité.
    Esto es muy intenso, ya.
    Llegar a una conclusión así es suficiente baremo.
    beso,

    ResponderEliminar
  6. Dulce y delicado.
    Tiernas palabras llenas de ganas.
    Precioso.

    Un beso

    ResponderEliminar
  7. Cuando se escucha una bella melodía entre lineas y suspiros ...
    Delicado y preciso, amigo

    Mis besos hasta tu puerta.

    ResponderEliminar
  8. Valiente... este poema es eso: valentía al desnudo.
    Hermoso texto!!!
    P.D: Me explicás el mal de los ojos en la nuca?

    Besojos.

    ResponderEliminar
  9. Esta vez solo le saludo, Mr. Sereno, me mató ese "vení". Ya sabe lo que pienso.
    Un beso.
    LADY JONES
    PD: Me apetecería bromear... pero igual que tú dices vení, yo pronunciaría otra cosa, da igual... Nos traiciona la risa cuando algo está bien. Muak.

    ResponderEliminar
  10. que relindo dulzor te debe haber uqdado en la boca, los ojos y la yema de los dedos, no?

    besojos

    ResponderEliminar
  11. Pones bien difícil decirte alguna cosa coherente después de leer algo así...

    ResponderEliminar
  12. ¡Qué dulce!, con una palabra tan pequeña se dice tanto. Es una palabra que abriga por las noches el alma. Precioso.

    ResponderEliminar
  13. ¿Y si viene?¿Estarás preparado?.
    Te mostrás tan dulce, fuerte e indefenso a la vez.
    Tu capacidad de crear es inextinguible.
    Te admiro amigo poeta, un placer tus letras.


    Beso grande.:-)

    ResponderEliminar

cuentame tus luces