sábado, 7 de marzo de 2009

El faro de la luna


Cabía el mundo entero entre tus contornos,
Retorno a la luz, que ciega y estremece,
Meses sin sol se desvanecieron sin daño,
Años sin ver, verse adentro.
Centro de un destino anunciado,
Recados de otras vidas del pasado,
Asado de campo, primitivo y natural,
Umbral donde se unían lo sueños.
No me quedé con lo que fuiste,
Hiciste y sos, entre tormentas y tormento,
Momentos que enloquecen,
Esclarecen todo lo tanto….tanto….
Manto verde entre mares atigrados.
Grados que subían la emoción del beso,
Tieso, inmóvil, sin filtro, en vuelo.
Suelo de piel y sutil amerizaje,
Mensaje certero al corazón,
Razón con encanto de luna llena,
Cena con velas, canela y cassís,
Oasis que encandilaba, y ayudaba a vivir,
Ir por la vida habiéndote amado,
Legado de pocos, polvo de estrellas,
Desde allí se olía lo puro,
Y así, perecía lo oscuro de lo cotidiano,
Insano es el amor de rutina,
Ruina de deseos y de sentires,
Mires donde mires, ahí estoy,
Y voy desde la indómita luz,
Cruz de la moneda del descubrimiento,
Si miento digo que te voy a quitar,
Solo dar, pues tus aguas pueden al olvido.

Sólo en el mar quedaran los recuerdos,
Lerdos en partir….por las olas vividas.

2 comentarios:

  1. Tus recuerdos son bellos, para leer entre suspiros,para desear caminar hasta el mar,que está aquí, cerca, y asomarse a la cresta de las olas para ver si los veo...


    Un gran beso!

    ResponderEliminar
  2. elserenodelosfaros7 de marzo de 2009, 14:02

    Rayu; siempre me gustó la feliz, alguna vez estuve a metros del faro. vimos al farero, y nos dejo subir, hacía frío, el viento que ahí se instaló para siempre zumbaba las hendijas. Al subir las voces resonaban en el eco de la escalera en espiral. Al ver el reflector encender, porque atardecía, el farero nos dejó un ratito... viendolo todo. Y lo vimos todo.

    besos,

    ResponderEliminar

cuentame tus luces